Cristina Wilhelm

Apología de la Vanidad

In Periodismo on 20 octubre 2009 at 6:50 PM

Por Cristina E. Wilhelm

dayana-mendoza2

Avivando el estereotipo de la belleza de la mujer venezolana nació el blog Bellasvenezolanas.org que, sin ánimos de convertirse en un directorio riguroso de hermosas actrices y modelos del país, reúne una interesante colección fotográfica de rostros y cuerpos esbeltos de chicas de todo el territorio nacional.

No podemos negarlo: somos una tierra de vanidad. En este pedacito del mundo la profesión soñada es la de cirujano plástico. Por estos lares, los regales de las quinceañeras ya no son viajes a Europa o fastuosas fiestas en el club de la alta sociedad, sino implantes mamarios, de pompis –con el doctor que acaba de llegar de Brasil– o la tan necesaria rinoplastia. Ni hablar de las liposucciones antes de cada evento importante, sea la graduación o la boda, o el consumo desmesurado de pastillas brasileras para suprimir el vergonzoso instinto de comer. ¿Para qué negarlo y por qué sentirnos mal? En este país la belleza es tan preciada como el barril de petróleo. Es un poder. Somos la tierra donde el “sueño americano” es “ser coronada Miss Venezuela”. Y punto. Las novelas nos hicieron así y la television nos sembró en la mente un ideal de belleza que actúa como una especie de molde platónico al que cada cirujano busca aproximarse lo más posible.

Esa vanidad permite la subsistencia de todo tipo de medios destinados precisamente a eso: al deleite por la belleza de la mujer. El blog bellasvenezolanas.org es un excelente ejemplo. Y lo divertido es que no existe discriminación alguna pues, basándose en la subjetividad de lo bello, quien sea puede enviar sus fotografías o las de cualquier mujer venezolana que haya sido bendecida con el don de la belleza. De tal forma, el blog muestra misses, modelos, actrices, promotoras, bailarinas exóticas, estudiantes universitarias, periodistas, locutoras, escritoras… lo que sea. La única premisa es ser hermosa, sin importar la edad, el nivel de fama o la ocupación.

Las zulianas han tenido su protagonismo en bellasvenezolanas.org. Pueden apreciarse rostros zulianos que van desde Mónica Spears y Patricia Fuenmayor, hasta Lupita Ferrer y Lila Morillo. Y eso sólo si mencionamos a las muy famosas, pues infinidad de maracuchas reconocidas localmente participan con sus fotografías (algunas caseras y otras hechas por fotógrafos profesionales). Hay de todo: participantes del reinado de la Feria de la Chinita, modelos, locutoras como Laura Estrada y Goya Sumoza –auténticamente hermosa en la sesión que le hiciera Beto Frangiéh tras haber sido víctima de un lamentable incendio– o simples jóvenes con la ilusión de ver su belleza validada en esta entretenida bitácora. De hecho, mensualmente realizan un concurso donde se selecciona a la chica más bella del mes y las maracuchas como siempre han arrasado hasta en el ciberespacio.

Sea como sea, la belleza actúa como imán sobre los humanos. La buscamos por instinto y si no la poseemos la fabricamos o nos rodeamos de ella. Aunque en una primera lectura bellasvenezolanas.org se queda en la superficie, en el 90-60-90, yo prefiero creer que todo el asunto gira en torno a la concepción metafísica que tenía Platón sobre la belleza. Según él, buscamos formas perfectas para encontrar en la realidad sensible algún reflejo del Ser Supremo, ése que representa la belleza absoluta de todo cuanto existe. Así, lo bello no se quedaría en el plano de lo visible, sino que trascendería a lo espiritual. Tenga o no razón el filósofo, lo cierto es que si Dios camina entre nosotros bajo el camuflaje de un mortal, seguramente eligió vivir en Venezuela, pues en cada esquina se toparía con una mujer que represente una fracción de su propio reflejo.

Publicado originalmente en la edición 37 de la revista Tendencia (2007).

NOTA: La dirección de este blog cambió a http://bellasvenezolanas.wordpress.com/

Anuncios
  1. Noooo…
    podemos vivir en un mundo lleno de vanidades…
    ni vivir en pos del mundo y la sociedad…
    no podemos perder nuestra identidad ante tanta falta de la misma…
    debemos apreciarnos mas nosotros mismos…
    sin im portar lo que los demas piensen de nosotros…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: